lunes, 30 de enero de 2012

Fuck Perfect.

Empezare diciendo que no somos perfectos, nadie lo es.  La perfección es solo un calificativo, que en verdad no se tendría que utilizar mucho. Si nos ponemos a analizar, la perfección es según cada persona, una remera es perfecta… Si claro, en el maniquí, pero en nosotros quedara bien esa remera, ese talle, tal cual la vimos? Solo piénsalo…
Si fuésemos todos perfectos, que seria del mundo? Seria horrible, por lo menos para mí.
 Fuck, fuck, fuck!
Cuantas veces decimos… “eres el novio perfecto” “eres mi vida” “sin ti no vivo” “nunca me dejes” “eres tan especial para mí” y luego de dos meses la relación se rompe, y pues ya tendrías que morir verdad? La persona perfecta, la persona en la que depositaste tu vida, esa persona que dijo nunca abandonarte, esa persona por la cual vivías se fuel. Y ahora qué? Ya, estarás mal por un tiempo y luego… monotonía, encuentras otra persona, dices que es perfecto y te vuelve a pasar lo mismo. El problema no es cuantas veces te confundas, el problema es que no lo entiendas.
Desde mi punto de vista: Nadie es perfecto. Nadie es mi vida, mi vida es mía, puedo compartirla, pero no la entrego por una relación. Vivo por mi primero, luego por los demás. Aprendí que la gente viene y va. El secreto está en saber ver la realidad. La realidad es amor eterno? Creo que no. En la realidad hay perfección? No, si no el mundo no estaría como esta.
Tal vez con tu pareja estés hasta que te mueras, pero como puedes estar segura? Es verdad que hay que arriesgar, pero eso no es arriesgar. Pues vive el día a día y ya veraz...
¿Cuantas veces lloramos por cosas que no salen "perfectas" como queremos?
De eso se trata una parte de la vida. Ver que cara le ponemos a cada situación, la muy cabrona se ríe constantemente de nosotros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario